Sobre Ruichang
realidad virtual

¿Cómo se fabrican los artículos de bambú para el hogar y los muebles pequeños?

Fecha: 17 de enero de 2023      Por: Ken Xiong


El crecimiento excepcionalmente rápido, las fibras que absorben la humedad y la facilidad de cultivo del bambú lo han convertido en una opción popular para las personas que buscan una opción más sostenible.

Echaremos un vistazo al proceso por el que pasa el bambú antes de convertirse en un producto acabado y pulido, listo para ser utilizado en su vida diaria.

Los tallos de bambú recién cosechados se cortan en tiras (paneles), esos paneles de bambú están disponibles en hojas de 4 por 8 pies o en paneles más estrechos de 16 por 72 pulgadas, con un grosor que varía de 2 a 19 milímetros.


Los paneles de bambú deben pasar por algunos pasos antes de la laminación:


Hirviendo:

Los requisitos de tiempo y temperatura para la conservación variarán según la especie de bambú y la penetración de calor deseada. La mayoría de los fabricantes hierven las tiras a una temperatura de 100 °C durante al menos 24 horas. Además, la ebullición también aumenta el contenido de humedad del núcleo de las secciones, lo que es beneficioso para el secado al aire y el secado en horno. Además, la tensión interna en la tira se liberará durante la ebullición.


Colorante: 

Algunos clientes prefieren productos de bambú con una coloración de marrón claro a marrón oscuro. Estos colores se pueden producir vaporizando las tiras en un tanque a presión, que se calienta con vapor. A ciertas temperaturas, algunos componentes químicos (por ejemplo, la lignina) profundizarán su color. Cuanto más alta sea la temperatura y más tiempo se cuezan al vapor, más profundo es el color que adquieren. Normalmente, la sección tomará un color castaño a una presión de 3-5 kg/cm2 durante 90-105 minutos.


El secado: 

El contenido de humedad de las tiras hervidas o al vapor es de aproximadamente el 100%. Generalmente es deseable secar el bambú antes de usarlo porque el bambú seco es más fuerte y menos susceptible a la degradación (biológica, térmica o química) que el bambú húmedo. Las secciones se secan al aire, al horno o ambas.


Planificación de precisión:

Las secciones tienen una excelente estabilidad dimensional después del secado. En este momento, se pueden planificar con los espesores y anchos requeridos. Una cepilladora de precisión es una máquina ideal para esto. Está equipado con cuatro cuchillas, dos horizontales y dos verticales, y puede cepillar las cuatro superficies de cada tira al mismo tiempo a dimensiones predeterminadas. También alisa la superficie.


Las tiras de bambú ahora están listas para el proceso de laminación:

(La laminación, por definición, es el proceso de fabricación de un material en múltiples capas para que el material compuesto logre una mayor resistencia y estabilidad)


Extensión de cola:

El adhesivo se extiende sobre las superficies planas y de borde de las secciones graduadas y clasificadas. El adhesivo más común en la industria del bambú laminado es la resina de urea-formaldehído. El pegamento se aplica a las secciones usando una variedad de técnicas que incluyen esparcidores de rodillos, líneas de rociado, recubridores de cortina y brochas. Cada una de estas técnicas tiene sus ventajas y desventajas, dependiendo del tipo de operación de fabricación que se considere. Los rodillos esparcidores de cola se emplean en la mayoría de las fábricas debido a su bajo precio, eficiencia y estabilidad.


Secciones de montaje:

Las secciones se ensamblan (colocan) en piezas laminadas inmediatamente después de la aplicación del adhesivo. Esto debe hacerse rápidamente y con cuidado. La velocidad en el montaje es necesaria porque las secciones encoladas deben someterse a presión dentro de ciertos límites de tiempo o se secarán y perderán su eficacia. Se requiere una mano de obra cuidadosa para colocar correctamente las tiras de la cara, el centro y la espalda.


Prensado en caliente:

Las unidades ensambladas se cargan en la prensa caliente, donde los arietes hidráulicos presionan las unidades ensambladas en dos direcciones, horizontal y vertical, ejerciendo una presión de 1,2-1,4 MPa. La temperatura de la prensa caliente generalmente se establece en el rango de 200°C-300°C.


Enfriamiento:

Después del prensado en caliente, muchos molinos postprensan las unidades. Esto se realiza en una prensa en frío que consta de una plataforma estacionaria y otra conectada a cilindros hidráulicos. La carga se mantiene bajo presión durante varias horas para mantener la forma y las dimensiones de la unidad.


Después de todos esos pasos, el bambú está casi listo y estamos listos para hacer sus muebles favoritos, el bambú laminado solo necesita ser moldeado y pulido.


Información básica
  • Año Establecido
    --
  • Tipo de negocio
    --
  • País / Región
    --
  • Industria principal
    --
  • Productos principales
    --
  • Persona jurídica empresarial
    --
  • Empleados Totales
    --
  • Valor de salida anual
    --
  • Mercado de exportación
    --
  • Clientes cooperados
    --

Envíe su consulta

Elige un idioma diferente
English
Nederlands
Magyar
Ελληνικά
русский
Português
한국어
日本語
italiano
français
Deutsch
Español
العربية
Tiếng Việt
Pilipino
ภาษาไทย
svenska
Polski
bahasa Indonesia
Bahasa Melayu
norsk
Idioma actual:Español